Hasta en las chanclas encontraron teléfonos con los que extorsionaban desde la cárcel de La Dorada


Denuncias de comerciantes caldenses llevaron a las autoridades hasta la cárcel Doña Juana en un operativo en contra de la extorsión. Las quejas indicaban que desde el penal se realizaba la conocida llamada carcelaria, con la que los delincuentes buscaban que las víctimas les consignaran dinero haciéndose pasar como integrantes de una guerrilla.


Por eso el Gaula llegó hasta el pabellón 2 de ese centro carcelario, en compañía de la Fiscalía y el Inpec para verificar, celda por celda, si había material sospechoso que confirmara las denuncias recibidas.


Para llegar hasta allá realizaron entrevistas a testigos y víctimas, interceptaciones telefónicas y seguimientos por internet. Con eso el Gaula sabía que desde ese pabellón se manejaba una estructura criminal dedicada a la extorsión.

En la operación encontraron de todo: 13 celulares, 3 tarjetas sim, 7 baterías de celular, 8 armas blancas y 32 gramos de droga, según el mayor Heyder Enríquez, encargado de la operación. Los delincuentes escondían los elementos en suelas de chanclas y zapatos, paredes, pisos, almohadas, libros e incluso hasta en las artesanías que se realizan en el mismo penal.


Sus víctimas preferidas eran comerciantes, amas de casa, agricultores, ganaderos, transportadores y pequeños empresarios del departamento.


11 vistas
  • White Facebook Icon
  • Instagram - White Circle

© 2019 By Voz de La Dorada