10 MUNICIPIOS DE CALDAS ESTÁN EN ALERTA ROJA A CAUSA DE LA TEMPORADA DE LLUVIAS.


La difícil condición climática que atraviesa el departamento por la incidencia de lluvias y por la presencia del Fenómeno de La Niña afecta a la gran mayoría de los municipios. Actualmente, están en alerta roja Victoria, Samaná, Pensilvania, Marquetalia, Manzanares, Marulanda, Manizales, Palestina, Anserma y Riosucio, mientras que en alerta naranja están Norcasia, La Dorada, Salamina, Pácora, Aguadas, Filadelfia, Neira, Chinchiná, San José, Belalcázar, Supía, Viterbo y Risaralda.


En Caldas se han reportado alrededor de 12 emergencias relacionadas con deslizamientos, vendavales, corrientes súbitas e inundaciones, siendo los deslizamientos los eventos más recurrentes. Por tal motivo, varios municipios se han visto obligados a declararse en Calamidad Pública y a activar las rutas de gestión del riesgo para atender estas situaciones.


“La Gobernación de Caldas, desde sus secretarías de Medio Ambiente e Infraestructura, ha desarrollado un trabajo articulado con los consejos de Gestión del Riesgo de cada municipio. Gracias al reporte oportuno, se puede apoyar con la maquinaria amarilla del departamento para levantamiento de deslizamiento y para habilitar vías. Por otra parte, y gracias al trabajo en los censos levantados en los lugares de las emergencias, hemos podido tener el número de familias damnificadas y el término de las familias que han sido reubicadas preventivamente”, explicó la secretaria de Medio Ambiente de Caldas, Paola Andrea Loaiza.


Respecto a la tragedia en Anserma, donde una persona perdió la vida y otra está desaparecida en un deslizamiento, actualmente se brinda apoyo no solo con los organismos de socorro locales, sino también con los grupos K9 o grupos K-sar, que trabajan en la búsqueda del desaparecido.


Asimismo, la Secretaría de Medio Ambiente, desde su Unidad de Gestión del Riesgo, ha estado atenta a todos los sucesos ocurridos en los municipios. Se brinda asesoría técnica en terrenos que representan riesgo y atención psicosocial, además del suministro de ayudas humanitarias para las familias que se han visto damnificadas.

2 visualizaciones0 comentarios